Los pivots Valley ofrecen un diseño, características y resistencia superiores, lo que se traduce en una mayor durabilidad. Su tecnología hace que se puedan regar más hectáreas de cultivos con menos agua, reduciendo los costos de producción hasta en un 20%, mejorando la productividad y satisfaciendo los aspectos relacionados con la conservación del medio ambiente.

 

 

La estructura de los equipos Valley ha sido desarrollada, construida y probada en el campo para asegurar que resista las condiciones de operación normales a las que estará expuesta en la vida real. Los pivots resisten las condiciones de suelo mas adversas como terrenos irregulares o surcos producidos por tramos lineales. La galvanización por inmersión en caliente es la mejor protección contra la corrosión. 

 

En el caso de que su explotación cuente con un agua muy mala o corrosiva, o por el contrario quiere inyectar tratamientos para el cultivo a través del pivot puede contar con la opción de Polyspan. El Polyspan de Valley es un tubo de metal que esta recubierto de un polímero plástico para dar mayor vida útil a nuestras máquinas.

Tanto es así que tienen una garantía de 20 años.

 

Valley PolySpan Pipe